lunes, 31 de octubre de 2011

Determinismo

El destino no existe y sin embargo es calculable.

No hay comentarios: