lunes, 9 de agosto de 2010

Yonqui

La droga es una ecuación celular que enseña al individuo hechos de validez general. Yo he aprendido mucho gracias al uso de la droga: he visto la vida medida por cuentagotas de solución de morfina. He experimentado la agonizante privación de la enfermedad de la droga, y el placer del alivio cuando las células sedientas de droga beben de la aguja. Quizá todo placer sea alivio. Yo he aprendido el estoicismo que la droga enseña al que la usa. He visto una celda de yonquis enfermos, silenciosos e inmóviles, en aislada miseria. Ellos conocían la inutilidad de quejarse o moverse. Ellos sabían que básicamente, nadie puede ayudar a otro. No existe clave, no hay secreto que el otro tenga y que pueda comunicar.
He aprendido la ecuación de la droga. La droga no es, como el alcohol y la yerba, un medio para incrementar el disfrute de la vida. La droga no es un estimulante. La droga es un modo de vivir.

"Yonqui", William Burroughs.

No hay comentarios: